Fuera de la Cancha Radio | Rahm, fuera del Memorial por Covid… cuando era líder destacado
5168
post-template-default,single,single-post,postid-5168,single-format-standard,ehf-footer,ehf-template-bridge/bridge,ehf-stylesheet-bridge/bridge,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,hide_top_bar_on_mobile_header,qode-theme-ver-16.3,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.7,vc_responsive,elementor-default,elementor-kit-720
 

Rahm, fuera del Memorial por Covid… cuando era líder destacado

Rahm, fuera del Memorial por Covid… cuando era líder destacado

Actualizado
06/06/2021

00:28

Jon Rahm no podrá rematar una victoria que parecía cantada en el Memorial al haber dado positivo, asintomático, en un test de Covid en la mañana del sábado

Desde el lunes pasado, en el que Jon notificó que había estado en contacto estrecho con un positivo, se le sometió a distintos test que superó continuamente, pero el realizado el sábado, entre el final de la segunda vuelta y el principio de la tercera, dio positivo y se realizó un segundo análisis de la muestra que también ha confirmado dicho positivo. A Jon se lo notificaron nada más acabar la tercera ronda.

El golfista de Barrika, por lo tanto, permanecerá aislado y no podrá salir a disputar la última ronda cuando dominaba con seis golpes de ventaja sobre Patrick Cantlay y Collin Morikawa y tenía el torneo encarrilado para revalidar el título. Deberá permanecer en cuarentena hasta el martes 15 de junio, lo que le impedirá, además, practicar Torrey Pines el primer día, escenario del US Open, el segundo grande del año.

«Es la peor situación que te pueda pasar para un golfista contagiado por Covid. Y muy doloroso por cómo ha jugado. Yo lo pasé y supongo que tengo anticuerpos», dijo Cantlay, que compartió partido con él y Scheffler, que también lo ha padecido meses atrás.

Con brillantez

Hasta ese momento, en un día larguísimo, porque a Jon le quedaban cinco hoyos por la mañana de la segunda vuelta que no terminó por la oscuridad, Rahm ofreció una versión alborotada, la matinal, y otra magistral, la vespertina. Al alba arrancó con un abanico de todos los resultados posibles bogey-par-eagle-birdie entre el 13 y el 17, con el hoyo en uno en el par 3 de 163 metros como momento cumbre. Un 65 y a casa a descansar.

Por la tarde, liderando el sábado, el día del movimiento, un deseo que tenía desde hace varios meses, al menos desde que tras el Masters 2020 entró verdaderamente en contacto con los responsables de la firma Callaway, fue de antología. Segurísimo desde atrás, salvo en el bogey del hoyo 9, jugó hierros precisos, y dos maderas fabulosas en los dos pares 5 de la segunda vuelta (hoyos 11 y 15) en los que se fabricó sendas oportunidades de eagle. Se quedaron en el cuarto y séptimo birdie del día, pero fue suficiente para disfrutar de una señora renta.

Un nuevo putter

A esto añadió que pateó como en los días más felices. Su eficacia en los greenes provocó otra secuencia superlativa entre el 11 y el 16, que rompió las ilusiones de Cantlay y Collin Morikawa, los otros ganadores en Muirfield Village en los dos últimos años [en 2020 se jugaron dos torneos en este escenario]. Hizo seis birdies en siete hoyos, entre el 11 y el 17, como el que lava. El nuevo putter que le han proporcionado es un violín en sus manos. Las metió de todos los lados y dejó 30 golpes por los segundos nueve hoyos y un 64 que no le servirá por la enfermedad, pero que dice que su momento del año ha llegado.

Rafa Cabrera, que llegó a ser cuarto después del hoyo 5 de la tercera jornada, colapsó a partir del hoyo 7. En esos 12 hoyos, dos dobles bogeys en sendos pares 5 y cuatro bogeys, lo desplazaron al puesto cuadragésimo sexto. Sin el hoyo 9, su último de la mañana (triple bogey), y esos dos desastres, estaría en top 10. El Memorial puede seguirse en Movistar 57 y en el PGA Tour.com (resultados completos, aquí).

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.