Fuera de la Cancha Radio | La ‘tradición’ de Zidane
1431
post-template-default,single,single-post,postid-1431,single-format-standard,ehf-footer,ehf-template-bridge/bridge,ehf-stylesheet-bridge/bridge,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,hide_top_bar_on_mobile_header,qode-theme-ver-16.3,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.7,vc_responsive,elementor-default,elementor-kit-720
 

La ‘tradición’ de Zidane

La ‘tradición’ de Zidane

Con el Real Madrid en cuartos de final de la Champions y en la pelea por el título de Liga, Zidane mantiene intacta la posibilidad de seguir fiel a su ‘tradición’ en las dos etapas al frente del banquillo blanco: ganar como mínimo uno de los dos grandes títulos de la temporada. El francés no ha fallado nunca a su cita con la conquista de Champions, Liga o, como sucedió en la temporada 16-17, ambas.

Sergio Ramos: «No tengo ninguna novedad con mi renovación, todo sigue igual»

La Undécima para empezar

En la 15-16 se hizo cargo del equipo con la Liga cuesta arriba y a la espera de comenzar la fase decisiva de la Champions. En la competición doméstica logró presionar al Barça y pelear el título hasta la última jornada tras acabar el campeonato con 12 victorias seguidas. En Europa, tras el susto del Wolfsburgo en cuartos, el Madrid acabaría levantando la Undécima y Zidane iniciando su tradición de ganar siempre un gran título.

En la 16-17, tras arrancar con una Champions su etapa al frente del Madrid, daría una vuelta de tuerca más a su éxito inicial logrando un histórico doblete Liga-Champions. Los blancos ganaban el título liguero cinco años después y repetían éxito continental siendo el primer club en hacerlo de manera consecutiva en la ‘era Champions’.

Tercera Champions consecutiva

En la 17-18 el Madrid vivió una temporada similar a la actual, tremendamente tormentosa. Con la diferencia de que se descolgó en Liga, cayó en Copa y lo fió todo a la Champions. Pero aún así, Zidane no falló a su cita con uno de los dos grandes títulos y ganaría la tercera Copa de Europa consecutiva. Tercera temporada al frente del Madrid y cuatro ‘grandes’ en las vitrinas del técnico francés.

El piropo de Zidane a Modric: «Sus 35 años no se ven por ningún lado»

En la 18-19 Zidane regresaría en marzo con el Madrid eliminado de todo y con la Liga perdida. Hubo tambores de guerra contra una plantilla cuestionada, pero el técnico los volvió a hacer campeones y consiguió salvar su tradición. Tras otro año difícil, la brillante remontada tras el parón por la pandemia les dio el título de Liga.

El último reto

Esta temporada todavía queda rematar la faena en Liga y Champions, pero el Madrid no le ha perdido la cara a ninguno de los dos grandes títulos a estas alturas después de los momentos difíciles que ha atravesado el equipo. No pueden decir lo mismo ya Barcelona, Atlético y Sevilla, eliminados de la máxima competición continental.

El Madrid de Lorenzo Sanz: «Ahí empezó lo que para mí es la nueva era del fútbol»

Tras varios baches deportivos a lo largo de la temporada que dejaron tocado a Zidane y amenazaron con dejar al equipo fuera de todo a las primeras de cambio (el Madrid llegó a estar en una situación muy delicada en la fase de grupos de la Champions y a estar en serio riesgo de descolgarse en la Liga en el mes de diciembre), la última crisis superada fue por culpa de un plaga de lesiones que dejó al equipo en riesgo de desmoronarse por falta de efectivos.

Con entre siete y nueve bajas, algunas tan importantes como las de Hazard, Ramos y Benzema, afrontó el Madrid hasta cinco partidos en febrero, cuatro de Liga y uno de Champions (la ida ante el Atalanta). Una situación límite que el equipo blanco saldó con un pleno de victorias que le permitieron mantener el pulso por los dos títulos y a Zidane seguir en disposición de mantenerse fiel a su ‘tradición’.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.