Fuera de la Cancha Radio | Análisis: Egan no ha ganado, ¿salva el arranque de la temporada?
1189
post-template-default,single,single-post,postid-1189,single-format-standard,ehf-template-bridge/bridge,ehf-stylesheet-bridge/bridge,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,hide_top_bar_on_mobile_header,qode-theme-ver-16.3,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.7,vc_responsive,elementor-default,elementor-kit-720
 

Análisis: Egan no ha ganado, ¿salva el arranque de la temporada?

Análisis: Egan no ha ganado, ¿salva el arranque de la temporada?


El ciclista colombiano Egan Bernal (Ineos) ha disputado en el comienzo de este 2012 cinco competencias y en tres de ellas ha terminado en el podio. 

Bernal terminó de cuarto en la general de Tirreno Adriático, que ganó Tadej Pogacar.

Le puede interesar: (Clasificaciones finales de la Tirreno Adriático)

Acá el análisis del arranque de su temporada. 

1. Primero, la salud. Pensando en el Giro de Italia, Bernal afrontó esta primera parte en busca de la temporada para probar cómo respondería al tratamiento al que sometió, tras los dolores de espalda que lo obligaron a retirarse del Tour de Francia del año pasado.

Era una gran incógnita llegar a la Estrella de Besseges en busca de conocer si ese
Problema fue superado o no. Bernal le ayudó a Michał Kwiatkowski a buscar el título de la prueba, pero una salida de la carretera del polaco lo impidió.

Tras la competencia, el colombiano dijo que se había sentido bien y aunque siempre ha declarado que el dolor de espalda no desaparecerá pronto, pues no se quejó  y su condición es muy buena de cara al objetivo central de mayo.

2. Primer podio. Egan logró el segundo puesto, tras el título de su compatriota y compañero del Ineos, Iván Sosa, en el Tour de la Provence, y su salud no se vio afectada.

Le guardó la espalda a Sosa en la etapa reina, le trabajó para que obtuviera la victoria y en esa jornada hasta se vio desafiante frente a Julian Alaphilippe, segundo en la general.

3. Por un homenaje. Llegó al Trofeo de Laugueglia en busca de un triunfo para dedicárselo a Nicolás Portal, si DT que cumplía un año de fallecido.

Bernal fue segundo detrás de Bauke Mollema, tras llegar a definir con un pequeño lote el podio en un embalaje. Este puesto confirmó que es un corredor que se defiende muy bien con las carreras de un día, en la que ya ajusta siete podios en su carrera.


4. El debut.
Era la primera vez que Bernal corría la Strade Bianche y quedó de tercero, detrás de Mathieu van der Poel y de Julian Alaphilippe, primero y segundo respectivamente.

Respondió a los ataques de los dos especialistas en clásicas, se vio atento a sus movimientos y dio una demostración de estar bien de la espalda y en las mejores condiciones para Tirreno Adriático.

Le puede interesar: (El castigo que recibió Egan en la Tirreno Adriático)

5. Pelea por el podio.
Y fue en esa carrera el fin del primer ciclo del 2021 para él. Terminó en un cuarto lugar, que se sacrificó por el ciclismo de ataque del Ineos.

Pudo haber sido mejor el resultado, pero la nueva estrategia del equipo lo impidió. Bernal fue enviado a romper al grupo en dos etapas claves y muy lejos de la meta, movimiento que lo perjudicó y que les abrió el camino victorioso a Tadej Pogacar y Wout van Aert, los dos mejores corredores.

A pesar de todo, el colombiano llegó a la última etapa con opciones de podio, el que al final no logró, pero esa táctica de Ineos dice que a pesar de sacrificar el resultado por la preparación al Giro, se logró estar cerca de los mejores.

Ha sido un buen arranque de Egan si se mira que va cumpliendo la tarea con miras al Giro, que ha tomado la confianza de que puede ser un ganador de una grande y que los temas del dolor de espalda no han desaparecido, pero sí ha servido el trabajo para quitárselos de encima.

Egan Bernal

Egan Bernal.

Lisandro Rengifo
Redactor de EL TIEMPO
@lisandroabel

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.

× ¿Cómo puedo ayudarte?